Pan de molde

  • Pan de Centeno

    Pan de Centeno

  • Pan de Avena

    Pan de Avena

  • Pan Rústico

    Pan Rústico

  • Pan Baguette

    Pan Baguette

  • Pan de Molde

    Pan de Molde


  • "Pan de Molde"

    Receta de Pan de Molde




    Aprende con esta completa receta a elaborar paso a paso el mejor pan de molde casero, una vez que lo pruebes seguro que lo haces a menudo.

    Ingredientes:

    - 100 ml de leche
    - 25 gramos de levadura fresca
    - 250 gramos de harina de fuerza
    - 70 gramos mantequilla
    - 10 gramos de sal
    - Un huevo
    - 10 gramos de azúcar



    Preparación:

    Para la elaboración de este pan de molde lo primero que necesitamos es tener la leche a temperatura ambiente. Para esto lo mejor es sacar la leche de la nevera varias horas antes la preparación, si por lo que sea se te ha olvidado lo podemos hacer calentando la leche unos segundos en el microondas. Es muy importante no pasarse con el tiempo ni con la temperatura ya que la leche no tiene que quemar, ahora le vamos a añadir el bloque de levadura y si está muy caliente la mataría y el resultado de nuestro pan de molde. Así que a temperatura ambiente.

    Disolvemos la levadura en la leche y ponemos en un recipiente hondo. Le incorporamos el huevo, que hemos batido previamente, la mantequilla, la harina y la sal y azúcar. La mantequilla es uno de esos alimentos que no suelen faltar en la cocina, básicamente se elabora a partir la crema de leche batida. Hay muchas formas de obtener la mantequilla, por este motivo hoy en día podemos encontrar en el mercado una gran variedad de muchos sabores diferentes. Mezclamos hasta tener una masa homogénea y entonces vamos a amasar durante unos 15 minutos que es lo que se tarda aproximadamente en hacer un buen amasado.

    Una vez amasado lo cubrimos con un paño y dejamos reposar en un sitio cálido (alrededor de 23º) por espacio de una hora. Pasado este tiempo pasamos la masa, que habrá doblado su volumen, a un molde untado de mantequilla para que no se nos pegue; lo ideal es que la mantequilla esté a temperatura ambiente o ligeramente derretida. Untamos todo el fondo del molde y las paredes utilizando los dedos para extender la mantequilla, dejando una fina capa que nos facilitará la labor de desmoldar el pan cuando esté hecho. Extendemos lo posible por el molde y no debe pasar de la mitad del mismo. Volvemos a tapar con un paño y dejamos reposar otra hora para que doble el volumen.





    Precalentamos el horno a 180º y solo la parte de abajo y ponemos el molde dentro y lo dejamos una media hora o hasta que veáis que la masa ha subido hasta el borde del molde y por encima queda dorado. El horno funciona calentando el aire del interior hasta alcanzar la temperatura que le indiquemos, si la fuente de calor viene por arriba y por debajo la comida se cocinará por todos lados igual, en este caso solo programamos con calor por debajo. Pasado este tiempo lo sacamos del horno y desmoldamos rápidamente para que no coja humedad del molde. Una vez que se haya enfriado estará listo.

    Para cortar rebanadas es mejor usar un cuchillo de sierra ancho que puede ser de hoja metálica o con la hoja de plástico duro, hoy en día se utilizan muy frecuentemente estos cuchillos para cortar el pan; si no tienes mucha práctica lo más normal es que las primeras rebanadas os pueden quedar un poco irregulares pero luego con la práctica seguro que os quedan más regulares.